joyerialujoSin categoría

Los metales de la alta joyería

By 7 noviembre, 2014 No Comments

Alguna vez a la hora que adquirir alguna pieza de alta joyería hemos pensado en cuál será la singularidad que tendrá ésta. Sin duda las joyas más distinguidas y exclusivas son aquellas cuyos materiales en su mayoría son escasos, raros o particularmente difíciles de trabajar por los maestros joyeros.

Las materias primas para elaborar una gran pieza de alta joyería, son casi tan importantes como el diseño, la calidad o el tallado, algo que conocemos bien en Joyería Saphir en Canarias. La búsqueda de metales preciosos e interesantes a los que aportar un valor añadido a nuevas y exquisitas piezas ha sido un reto constante para la evolución de la industria joyera y relojera durante los últimos años.

En ferias Internacionales como BASEWORLD, el SIHH y los eventos nacionales como SIAR son una clara exhibición de la gran apuesta que las grandes industrias vuelcan más persistentemente por la innovación y desarrollo de sus creaciones, demostrando cada año su excelente potencial.

Queda claro cuando hablamos del valor que tiene una pieza cuando está compuesta de oro, platino, diamantes, turquesas o zafiros, pero sin embargo existen otros metales peculiares y no tan conocidos que dotan a las piezas de cierta exclusividad y distinción. La industria relojera lo sabe, y poco a poco desvela sus intenciones con muestras tan ingeniosas como ésta, el Classic Fusion Tourbillon de Hublot, cuya esfera está realizada en cristal de Osmio, unos de los materiales más raros y densos del planeta que aporta a este reloj un brillo excepcional.

Hublot

Detengámonos un poco para hablar de este material, el Osmio es un metal de los denominados “raros”, es muy denso, excesivamente duro, y con un punto de fusión muy alto, tanto que se considera especialmente complejo para su manipulación. El Osmio se utiliza generalmente en aleaciones para endurecer el Platino, y su precio de cotización en Octubre el 2010 fue de aproximadamente, 12.700 dólares por kilogramo.

Otro metal precioso y distinguido es el Rutenio, un metal gris, muy brillante que posee gran dureza y gran capacidad de soportar elementos externos, por lo que no se degrada a temperatura ambiente y es capaz de aguantar temperaturas por encima de los 800ºC. Este material puede ser añadido como una aleación del platino y el paladio con el fin de aumentar la dureza de piezas de alta relojería. En este caso, podemos encontrar aleaciones de Rutenio en muchos de los relojes de la firma Rolex, el cual aporta robustez y brillo a piezas legendarias de la marca.
rolex rutenio

El Paladio es uno de los tres metales más utilizados para hacer aleaciones de oro blanco, usado en joyería desde 1939, posee una blancura natural sin necesidad de mezclarlo con otro material.  Una de lasrodio características más notables del paladio es su propiedad hipoalergénica, además de ser un 12% más duro y un 40% más ligero que el Platino.

Otro gran desconocido es el Iridio, metal blanquecino que destaca por ser el más resistente a la corrosión. Agua, aire, incluso ácido, no tendrían ningún efecto real sobre el Iridio, por eso algunos joyeros están tratando de incluir el Iridio en piezas muy exclusivas.

Por último vamos a terminar hablando de Top Ten de los metales preciosos, se trata del Rodio. Al igual que los anteriores metales proviene de la familia del platino y su función principal en joyería es contribuir a reforzar la dureza del platino y del paladio. El baño de rodio es utilizado especialmente en joyería para dar una apariencia blanca y resistente a los arañazos, por ejemplo en las joyas de oro blanco. El Rodio se convirtió en el 2008 en uno de los metales más caros del mundo superando al oro y el platino, batiendo records de precio, unos 10.000 dólares la onza.

En Joyería Saphir en Canarias somos conscientes de la importancia del buen uso y elección de los materiales adecuados para cada pieza de joyería y relojería, razón por la que trabajamos con marcas de alta joyería.